Categorías
Sin categoría

Las vacaciones familiares son algunos de los mejores recuerdos que tendrán tus hijos

¡Hay un punto dulce después de que tus hijos están sin carriolas y aún no son adolescentes que están listos para tomar un poco más de acción!

Si tienes un grupo de niños (o, por supuesto, si tienes una familia de cualquier tamaño) y estás planeando un viaje este año, estás en buena compañía.

Según se ha encontrado, una de cada cuatro familias que viajan planea tomar tres o más vacaciones familiares en los próximos 12 meses. Eso nos lleva a tener más experiencias ¿cierto?

Pros para viajar en familia

Puede ser muy tentador viajar en pareja o con un grupo de amigos y dejar a los niños en casa. Después de todo, ¿quién no ha escuchado la referencia a viajar sin los niños como “vacaciones” y con los niños, se considera un “viaje”?

Ok! pero existen algunos beneficios reales de viajar en familia. Aquí están los mejores:

  1. a) Harás recuerdos

No hace falta decir que estos recuerdos son irremplazables. Tus hijos nunca más volverán a tener la edad que me digas y pescar con mosca con su padre en esos lagos mexicanos o posarse en la cima de una montaña con su madre.

  1. b) Viajar puede ser muy educativo

A los niños les encanta aprender, y ¿qué mejor manera de hacerlo que al aire libre, en un museo o en cualquier otro lugar al que vayan de vacaciones?

No hay mejor forma de aprender sobre arte, arquitectura o paisajismo que vivirlo en el mismo lugar donde se llegan a tomar esas fotos que tanto ven en los libros y revistas, por ejemplo.

  1. c) Ellos “suben” el factor felicidad

Según una investigación el recuerdo más feliz del 49 por ciento de los encuestados estaba aquel que trataba sobre vacaciones con la familia.

Lo entiendo. Las vacaciones amigables para los niños pueden provocar sus propios estresores particulares.

Factores de estrés y contra el estrés – Blog de farmacia

Para aliviar el estrés desde el principio, considera incluir un golpe en el proceso de planificación meses antes de partir.

  • Busca banderas rojas en línea o pregunta. Si un lugar en particular parece “dudoso” según las reseñas, no lo reserves, incluso si el precio es correcto.
  • Asegúrate de que tu destino de vacaciones sea apropiado para la edad de tus hijos.
  • Si tiene un hijo de tres meses, es posible que no quieras volar 4 horas, cuando hay vuelos mucho más cortos. Y tal vez el rafting en aguas bravas no sea la mejor opción si tienes niños menores de cinco años.
  • Empaca con mucha anticipación. Empacar para los más pequeños no es para los débiles de corazón. Después de todo, si tienes niños realmente pequeños, necesitan una cantidad increíble de cosas (algunas cosas, como los pañales, los puedes comprar cuando llegas a tu destino). Aquí vale la pena considerar el alquiler de automóviles para facilitar los traslados.

Las empresas de alquiler de coches, su historia y funcionamiento ...

En fin, la conclusión de esto es que, viajar con tu familia puede ser un reto maravilloso que les dejará los mejores recuerdos a cada integrante.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *